InicioQuienes SomosEl C.I.M.Comision DirectivaGrandes ExpedicionesGaleria de FotosContacto  Si ud. es socio ingrese como usuario

Menu
MenuShow/Hide content
tree-T.gif Recomendanos
tree-T.gif Proyectos
tree-T.gif Relatos 2007
tree-T.gif Relatos 2008
tree-T.gif Relatos 2009
tree-T.gif Relatos 2010
tree-T.gif Relatos 2011
tree-T.gif Relatos 2012
tree-T.gif Relatos 2013
tree-L.gif Galería de Fotos
DiscusiónShow/Hide content
tree-L.gif Libro Visitas
NoticiasShow/Hide content
tree-T.gif Enviar noticia
tree-L.gif Archivo de noticias
Descargas y EnlacesShow/Hide content
tree-T.gif Descargas
tree-L.gif Enlaces
EstadísticasShow/Hide content
tree-T.gif Estadisticas
tree-T.gif Top 10
InformaciónShow/Hide content
tree-T.gif Tu cuenta
tree-T.gif Listado de Socios
tree-L.gif Listado de Waypoints

Visitas
 Agreganos a favoritos
 Haznos tu pagina de inicio
 
 

Visitas

Manchao 2007 - Invernal




Fecha:23-08-2007   -  Cumbre!!!! Manchao 4580 msnm


Desde Semana Santa de este año me había quedado un sabor amargo, debido que en esa fecha hicimos una expedición al Co. Manchao (4580msnm) con la Agrupación de Montaña Calchaquí (a la cual pertenezco), y lamentablemente no pudimos hacer cumbre debido a  falta de tiempo, pero no dejo de ser una expedición atractiva y muy divertida, así que desde esa ocasión me quedo le idea de volver a este gigante y coronar su magnifica cumbre.

Bien en mi cabeza ya estaba insertada la idea solo faltaba buscar quien me acompañe y un fin de semana largo para empezar a planificar. Al ver el almanaque me di cuenta de este fin de semana largo y lo puse como fecha para esta expedición, ahora solo restaba conseguir quien quiera y tenga las mismas ganas mías de salir a la montaña en esta fecha, lo plantee en una reunión de la Agrupación, muchos tenían ganas y le llamaba la atención la propuesta pero a la vez tenían todos sus compromisos para ese finde, y otros como en el caso de Noelia Miranda quien tenía muchísimas ganas de ir pero tenia otro impedimento que era un problema en un tobillo; por esos días no tenia bien en claro quien me acompañaría, hasta que hablando con Martín Barros, montañista de la A.M.C., me comento que el también tenia muchas ganas de salir a la montaña para esa fecha, así que avalada la expedición por el Presidente de la Agrupación David H. Lucero, empezamos a planificar.

El objetivo de subir este cerro da un giro importante, debido a que se recibe la triste noticia del fallecimiento del guía de alta montaña Guillermo Heer, un gran montañista y mejor persona enamorado de las montañas Catamarqueñas, todos los que aman este deporte lo sintieron muy de cerca, tanto los que lo conocían bien como en el caso de muchos de los integrantes de la agrupación, y como los que no lo conocían mucho como en mi caso pero que no dejo de ser una lamentable noticia ya que el amaba lo que uno ama, y se sabia de la maravillosa persona que era. Días después de esta trágica noticia y hablando con Ursula Díaz, responsable del área de Turismo, Montaña y Aventura de la  Secretaría de Turismo de la Provincia, quien estaba muy dolida por la desaparición de Guillermo, nos surge la idea de hacerle un homenaje en el lugar donde el amaba estar, la montaña, así que en un libro de actas provisto por la secretaría, Ursula hizo un pequeño escrito en homenaje a este magnifico montañista, dicho libro serviría como libro de cumbre para todos aquellos que lleguen hasta ese punto, como así también para recordar a nuestro compañero desaparecido, y nuestra misión era llevarlo a la cumbre.

Como serán las ganas de ir que teníamos con Martín que solo falto un día para juntarnos a organizar una semana antes, y luego de pasar una semana sin vernos nos encontrábamos en la hostería del rodeo los dos solos para comenzar con esta noble misión. Yo sentía una gran tranquilidad de hacer esta expedición con el, porque si bien nunca habíamos hecho una cumbre juntos, sabia de lo buen montañista, guía y persona que el es, así que presentía que iba a ser una gran expedición.

Así fue que partimos el día viernes 17 a la 13:30hs. del rodeo, mas precisamente de la hostería, martín tomo la iniciativa de que yo fuera adelante abriendo camino, luego de caminar dos horas a un buen ritmo paramos a descansar cinco minutos para hidratarnos con un rico jugo, y una hora después estábamos en el tan conocido y legendario puesto de “don Mascareño”, Martín quien era el líder de esta expedición que contaba con “dos integrantes” (pocos pero buenos jaja), había planificado que esa noche la pasáramos en el puesto, al llegar y una vez que los perros de don Mascareño nos dejaran de ladrar y amenazar con sus mandíbulas, el salió a recibirnos muy cálidamente, a martín ya lo ubicaba ya que frecuenta varias veces la zona y ya tiene varias cumbres en este cerro, a mi me conocía poco pero después de esta oportunidad me conoció bastante bien, luego de saludarlo cordialmente, y de que martín le regalará un tinto que le habíamos llevado el cual lo acepto gustosamente jeje, nos invito a pasar a su cocina en la cual se encontraban Carmen y Pancho Mascareño dos de sus hijos, al entrar ahí fue una sensación muy placentera ya que estábamos con frió y en la cocina había un cálido fuego, el cual hizo que entráramos en calor rápidamente y mas con los exquisitos mates de Carmen, así pasamos las horas en esa ancestral cocina contando historias y experiencias de vida. Por supuesto Don Mascareño estaba en su salsa jaja, luego se acerco la noche y Carmen empezó a trajinar las ollas para preparar un rico guiso de arroz con carne criolla una delicia de esas tierras, el cual aceptamos gustosos. Cerca de las diez de la noche nos atrapo el sueño y en minutos mas tarde estábamos durmiendo en unos cómodos catres cedidos por esta amable gente de campo.

A la mañana siguiente luego de desayunar y despedirnos, partimos a las 8:30hs., era una mañana muy fría, pero entramos en calor luego de comenzar a caminar, cerca de las diez pasamos por el puesto de Garriga, en ese momento el cielo estaba despejado, a las 11hs. hicimos el primer descanso para recomponer fuerzas con unas frutas y un poco de nueces con pasas de uva, luego seguimos camino a un buen ritmo y a las 11:40hs. pasamos por “la casa o cueva del pescador”, en ese transcurso hasta llegar a este punto comenzaron a asomar unas nubes por la quebrada a las cuales las miramos con un poco de recelo, en este punto la pendiente empieza a ser mas abrupta encarando ladera arriba para luego retomar hacia las pampas que dan paso a la tan escarpada ladera que nos lleva hasta la “Casa Calchaquí”, al encarar las pampas las nubes empezaron a avanzar mas y el cielo se empezó a cubrir, esto hizo que el ánimo de los dos bajara un poco pero las ganas seguían intactas, en la segunda pampa paramos a comer algo y luego seguimos camino a la casa, es en este momento que la montaña empezó a darnos señales de que en esta expedición estaba de nuestro lado, ya que la misma al ver que las nubes amenazaban con subir y taparnos el camino hacia bajar una leve brisa que las hacia retroceder, esto también hacia que Martín deje de preocuparse, ya que el era conciente de que si la neblina nos tapaba no íbamos a poder seguir avanzando, y yo por supuesto que tenia ganas de saltar de alegría cuando veía que las nubes retrocedían. A las 17hs. llegamos a la “Casa Calchaquí”, buscamos agua preparamos algo caliente, acomodamos las bolsas de dormir, nos abrigamos y esperamos la noche, en ese momento hacia el este no se veía nada mas que un esplendoroso colchón de nubes que cubría el Valle al cual dio gusto observarlo y sacarle fotos, luego de comunicarnos con David quien monitoriaba el ascenso desde abajo, con Juan Carlos Carrizo que nos hacia el aguante, y con nuestras familias para avisar que habíamos llegado hasta este punto en buenas condiciones y estaba todo en orden, nos metimos en las bolsas y a las 22:30 ya estábamos tratando de dormir.

Amaneció el día Domingo y el colchón de nubes seguía abajo, desayunamos y a las 8:10hs. partimos rumbo a la ansiada cumbre, en el ascenso comenzó a soplar un fuertísimo viento frió que por momentos nos hacia perder el equilibrio, a fuerza de voluntad avanzábamos lentamente luchando con el mismo, llegando al filo Martín tomo la acertada decisión de encarar el filo en forma diagonal y salir a este mucho mas adelante así no estar tan expuesto, ya que el viento era por momentos incontrolable, fue así que pudimos superarlo y luego encarar las canaletas y salir a los colorados, en este punto el viento se calmo y encaramos el filo cumbrera con mucha esperanza ya que nos estábamos acercando al objetivo. A cincuenta metros de la virgen el cansancio empezó a aparecer, fue cuando Martín me dijo unas palabras de aliento que llegaron a mi mente como una inyección de adrenalina y me hicieron avanzar rápidamente sin parar hasta llegar a la virgen!!! eran las 14:00hs que sensación hermosa lo estábamos logrando, nos abrazamos y alegramos y nos dimos cuenta de que si era como yo decía había una fuerza exterior que nos ayudaba, ya que el viento calmó el cielo se despejó para así poder ver ese magnifico paisaje, pero para cumplir la misión teníamos que llegar hasta la cruz así que dejamos las mochilas y como si fuera que no estábamos cansados nos dirigimos a la misma trepando por las piedras y por momento escalando, llegamos por fin!!! el grito que lo tenia atrapado en el alma salió solo CUMBRE!!!! MISIÓN CUMPLIDA!!!!, ver ese tan imponente paisaje te hace estremecer el alma, es una sensación tan intima que hay que estar ahí para sentirla y todos los tantos que estuvieron ahí lo saben, para algunos sonara exagerado lo que digo pero es así y muchos lo saben, por eso es que no hay que quitarle importancia a esta cumbre ya que es muy bella y un desafío duro, la cuidemos y respetemos. En ese momento en la cumbre me sentí muy agradecido con Martín y le agradezco mucho por guiarme a esa cumbre, nos combinamos muy bien, como diría nuestra amiga Noelia Miranda, yo con mi ansiedad y el con su tranquilidad, juntos logramos el objetivo de llevar ese libro y fue muy emocionante rendir ese homenaje ahí arriba a Guillermo, y es ahí donde me di cuenta que la fuerza exterior que nos acompaño y de la que estuve hablando en varias oportunidades en este relato......era Guillermo Heer..........gracias hermano!!! Y descansa Tranquilo!!!!.

El descenso hasta la casa Calchaquí, duro casi 4hs, veníamos cansados pero con una sonrisa permanente, cuando llegamos cerca de las siete de la tarde estábamos muertos de hambre, así que preparamos algo de comer, y ahí debo decir que me lucí con un espectacular sándwich de peceto, con huevo y queso derretido. Comimos y a dormir necesitábamos recuperar fuerzas ya que la expedición no había terminado, había que descender. A la mañana siguientes Lunes 20, nos levantamos desayunamos y salimos cerca de las 9:30hs. y a las 14:30 estábamos en el puesto de don Mascareño el cual nos esperaba ansioso, ya que sabía de nuestra misión y añoraba que la cumplamos, como es de saber los primeros en recibirnos fueron los amables perros con sus dientes a centímetros nuestro, luego salieron, los perros se calmaron, y cuando Don Mascareño nos vio sabia que lo habíamos logrado lo presentía. Nos dieron de comer esta vez fue una cazuela hecha con gallina criolla, y ahí viví otro momento muy emocionante fue cuando le mostramos en la cámara digital a la Flia. Mascareño el video que grabamos cuando llegamos a la cumbre, ver y sentir la emoción de ellos al ver esa cumbre que para ellos es mas que eso, para ellos forma parte de su vida, fue muy lindo.

Luego de comer e hidratarnos partimos al rodeo saliendo a la 15:00hs de Mascareño y arribando al rodeo cerca de las 18:30, llegamos nos sentamos en un bar y por supuesto realizamos el ritual festivo del brindis con una rica cerveza, luego a las 19:00hs. nos busco mi papa y regresamos sanos y salvos luego de tan linda experiencia a ver al resto de la familia y a descansar en nuestra cama.
Quería agradecer a Martín Barros por ser tan compañero y por dejarme aprender tantas cosas, a nuestras familias por apoyarnos en estas locuras, a nuestros queridos compañeros de la A.M.C. por el aguante, a David Lucero por su profesional apoyo, a Ursula Díaz por confiar en nosotros para que llevemos el  libro, y EcoCatamarca en el nombre de Juan Carlos Carrizo, por siempre estar y apoyar estos deportes en la naturaleza.

 

IGNACIO “NACHO” BLAS

Socio Activo de la A.M.C.









MAS FOTOS AQUI

Copyright © por Agrupación de Montaña Calchaquí Derechos Reservados.

Publicado en: 2008-06-03 (5605 Lecturas)

[ Volver Atrás ]